Seleccionar página

Desde hace unos días venimos informando de todo lo relacionado con la propagación del virus del Covid 19 y los ascensores, ya que son muchas las teorías y versiones al respecto y cada cual intenta llevar la sardina a su ascua.

Las grandes corporaciones están haciendo todo lo imaginable por hacernos creer que sus ascensores son seguros y se han sacado de la manga diferentes tipos de protocolos e innovaciones técnicas que no sabemos hasta que punto son eficaces o son simples trampas para sacar más pasta a los de siempre, los clientes.

¿Pero que dicen los expertos? Hoy  Antonio Figueras, investigador del CSIC, ha dicho esto en la Sexta.

Literalmente ha dicho que los ascensores son Trampas para osos. Probablemente lleve razón, teniendo en cuenta que son habitáculos cerrados por donde pasa mucha gente sin la adecuada ventilación. Pero ¿Hasta que punto son útiles las soluciones que proponen las grandes corporaciones?

Hasta el momento lo que parece más útil es el prototipo presentado por el Alicantino José Roig, que cuenta con un sistema de rayos ultravioletas para eliminar cualquier rastro del virus. Por ahora él mismo tiene patentado el sistema, esperemos que no se lo quede una gran corporación y lo venda a precio de oro, priorizando el inflar la cuenta de resultados por encima de la salud de la ciudadanía.